Logo sitio
Columna del editor

Comentario sobre DDU 316 y 317: Recepción Final y Usos de Terrazas en Edificios

Una vez más como tema principal de desarrollo de esta columna se toma como tópico las últimas DDUs que publica el Ministerio de Vivienda y Urbanismo, a través de la División de Desarrollo Urbano, entidad estatal encargada de la impartir instrucciones para la aplicación de lo dispuesto en la Ley y Ordenanza General de Urbanismo y Construcciones.

La DDU 316 abre el tema de la ocupación de las terrazas en edificios, para cómputo de constructibilidad o piso construido a través del art. 2.6.3 de O.G.U.C. Aclara los usos compatibles con el 20% de ocupación de terrazas en edificios son: las salas de máquinas, chimeneas, estanques, miradores, barandas o paramentos perimetrales, y similares elementos exteriores ubicados en la parte superior de los edificios podrán sobrepasar la altura de edificación máxima permitida, siempre que se encuentren contempladas en el proyecto aprobado, cumplan con las rasantes correspondientes y no ocupen más del 20% de la superficie de la última planta del edificio. Asimismo se establece que se computará como un piso más al proyecto que contemple siguientes usos en terrazas: “quinchos, salas de reuniones y otras áreas de permanencia de personas que permiten la estancia de un número considerable de personas durante cierto tiempo, incluso terrazas o miradores techados, que no reúnan las características para considerarles dentro de los elementos similares exteriores a que se refiere el inciso vigésimo del artículo 2.6.3. de la O.G.U.C.”

La DDU 317 nos viene a aclarar la DDU 282, en relación a la recepción final de un edificio acogido a la Ley de Copropiedad Inmobiliaria cuando cuente con piscina de uso común. La autoridad, aclara que se puede obtener recepción final parcial del edificio, sin la autorización de funcionamiento emitida por la autoridad sanitaria siempre que sea concordante con la ley de copropiedad y la recepción parcial incluyendo la unidad piscina, pueda quedar segregada de manera que ésta no se utilice hasta que se obtenga la autorización correspondiente de la autoridad sanitaria.

Se agradece las instrucciones impartidas por la autoridad central, ya que permite por una parte aunar criterios a la Direcciones Obras y por otra, a las empresas tener claridad de la documentación necesaria para las recepciones final y permiso de edificación.

Paula Carrión Henríquez
Editora del Portal Web NormativaConstruccion
Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.  
Arquitecto Revisor Independiente 1ra Categoría